Maternidad

El embarazo es una de las etapas más bonitas e importantes en la vida de una mujer. Sin embargo, es una necesidad estar preparada tanto psicológica como físicamente ya que supone un gran cambio de vida al que hay que saber enfrentarse.

Durante esta etapa, una de las principales recomendaciones de los profesionales de la salud es trabajar el suelo pélvico. Conseguir fuerza y flexibilidad en la musculatura de esta zona es de gran importancia en el embarazo, ya que facilita el proceso del parto y la recuperación después del mismo.

Una de las herramientas más utilizadas es el EPI-NO. El nombre de este dispositivo proviene de la abreviatura de «episiotomía-no», ya que su función principal es evitar este tipo de incisiones en el perineo femenino, tratando de evitar este tipo de intervenciones por el ejercicio de los músculos que interviene en el parto.

Este dispositivo está compuesto por un globo de silicona que se conecta con un tubo, también de silicona, y un manómetro que mide la presión del globo. El funcionamiento es muy simple, únicamente hay que introducir el globo dentro de la vagina y tratar de inflarlo cada día un poco más, lo que generará fuerza y elasticidad en toda la zona vaginal y del suelo pélvico.

Sin lugar a dudas, los EPI-NO son uno de los dispositivos más eficaces y solicitados por las mujeres embarazadas ya que, además de su facilidad de uso, aporta una gran fuerza y flexibilidad en el suelo pélvico, lo que ayuda considerablemente en el parto y posparto.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies